Rusia, octubre de 1917

Rusia, octubre de 1917


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Rusia: octubre de 1917

Tarea 1: Lea sobre la ofensiva de julio y la revuelta de Kornilov. Es octubre de 1917. Escribe un breve discurso sobre las acciones que deben tomar las personas de tu grupo.

Tarea 2: Reúnase en sus grupos. Discuta qué debería hacer el grupo en esta etapa.

Tarea 3: Ve a la Revolución Rusa y lee sobre lo que le sucedió a tu personaje durante 1917. Escribe un breve resumen de lo que sucedió comparando tus decisiones con las de tu personaje.

Tarea 4: Escribe lo que le sucedió a tu personaje después de la Revolución Rusa.

Grupo A: Nicolás II y la autocracia

Hombres

Mujeres

Grupo B: liberales y socialistas moderados

Hombres

Mujeres

Grupo C: mencheviques y socialistas revolucionarios

Hombres

Mujeres

Grupo D: bolcheviques

Hombres

Mujeres


Octubre: Diez días que sacudieron al mundo

Octubre: Diez días que sacudieron al mundo (Ruso: Октябрь (Десять дней, которые потрясли мир) translit. Oktyabr ': Desyat' dney kotorye potryasli mir) es una película histórica muda soviética de 1928 de Sergei Eisenstein y Grigori Aleksandrov. Es una dramatización de celebración de la Revolución de Octubre de 1917 encargada para el décimo aniversario del evento. Lanzado originalmente como octubre en la Unión Soviética, la película fue reeditada y lanzada internacionalmente como Diez días que sacudieron al mundo, después del popular libro de John Reed de 1919 sobre la Revolución. [2]

Reproducir medios

La Revolución de Octubre en Rusia

Un artículo del profesor David L. Hoffman, Departamento de Historia, Universidad Estatal de Ohio

El artículo comienza: `` Hace cien años, en tiempos de guerra en Petrogrado, los radicales rusos conocidos como los bolcheviques llevaron a cabo la 'Gran Revolución Socialista de Octubre' '. La noche del 24 de octubre de 1917, los Guardias Rojos bolcheviques comenzaron a tomar el control de puntos clave en el estaciones de ferrocarril, oficinas de telégrafos y edificios gubernamentales. Para la noche siguiente, controlaban toda la ciudad con la excepción del Palacio de Invierno, la sede del Gobierno Provisional. "Lea el resto aquí.


Contenido

La Revolución Rusa de 1905 fue un factor importante que contribuyó a la causa de las Revoluciones de 1917. Los eventos del Domingo Sangriento desencadenaron protestas y motines de soldados en todo el país. En este caos se creó un consejo de trabajadores llamado el Soviet de San Petersburgo. [2] Si bien la Revolución de 1905 fue finalmente aplastada y los líderes del Soviet de San Petersburgo fueron arrestados, esto sentó las bases para el posterior Soviet de Petrogrado y otros movimientos revolucionarios durante el período previo a 1917. La Revolución de 1905 también condujo a la creación de una Duma (parlamento), que luego formaría el Gobierno Provisional a partir de febrero de 1917. [3]

El pobre desempeño de Rusia en 1914-1915 provocó crecientes quejas dirigidas al zar Nicolás II y la familia Romanov. Una breve ola de nacionalismo patriótico terminó ante las derrotas y las malas condiciones en el Frente Oriental de la Primera Guerra Mundial. El zar empeoró la situación al tomar el control personal del Ejército Imperial Ruso en 1915, un desafío que superaba con creces sus habilidades. Ahora era personalmente responsable de las continuas derrotas y pérdidas de Rusia. Además, la zarina Alexandra, dejada para gobernar mientras el zar comandaba en el frente, nació en Alemania, lo que generó sospechas de colusión, solo para ser exacerbada por los rumores relacionados con su relación con el controvertido místico Grigori Rasputin. La influencia de Rasputin condujo a nombramientos ministeriales desastrosos y corrupción, lo que resultó en un empeoramiento de las condiciones dentro de Rusia. [3]

Después de la entrada del Imperio Otomano del lado de las Potencias Centrales en octubre de 1914, Rusia se vio privada de una importante ruta comercial hacia el Mar Mediterráneo, lo que agravó la crisis económica y la escasez de municiones. Mientras tanto, Alemania pudo producir grandes cantidades de municiones mientras luchaba constantemente en dos frentes de batalla importantes. [4]

Las condiciones durante la guerra resultaron en una devastadora pérdida de moral dentro del ejército ruso y la población en general de la propia Rusia. Esto fue particularmente evidente en las ciudades, debido a la falta de alimentos en respuesta a la interrupción de la agricultura. La escasez de alimentos se había convertido en un problema considerable en Rusia, pero la causa de esto no residía en ningún fracaso de las cosechas, que no se habían alterado significativamente durante la guerra. La razón indirecta fue que el gobierno, para financiar la guerra, imprimió millones de billetes de rublos y, para 1917, la inflación había hecho que los precios aumentaran hasta cuatro veces más de lo que habían sido en 1914. En consecuencia, los agricultores se enfrentaban a un costo más alto de viviendo, pero con poco aumento de ingresos. Como resultado, tendieron a acumular su grano y volver a la agricultura de subsistencia. Por lo tanto, las ciudades estaban constantemente escasas de alimentos. Al mismo tiempo, el aumento de precios llevó a demandas de salarios más altos en las fábricas, y en enero y febrero de 1916, la propaganda revolucionaria, en parte con la ayuda de fondos alemanes, condujo a huelgas generalizadas. Esto resultó en una creciente crítica al gobierno, incluida una mayor participación de los trabajadores en los partidos revolucionarios.

Los partidos liberales también tenían una plataforma más amplia para expresar sus quejas, ya que el fervor inicial de la guerra resultó en que el gobierno zarista creara una variedad de organizaciones políticas. En julio de 1915, se estableció un Comité de Industrias de la Guerra Central bajo la presidencia de un prominente octubrista, Alexander Guchkov (1862-1936), que incluía a diez representantes de los trabajadores. Los mencheviques de Petrogrado aceptaron unirse a pesar de las objeciones de sus líderes en el extranjero. Toda esta actividad dio un renovado estímulo a las ambiciones políticas, y en septiembre de 1915, una combinación de octubristas y kadetes en la Duma exigió la formación de un gobierno responsable, que el zar rechazó. [5]

Todos estos factores habían dado lugar a una fuerte pérdida de confianza en el régimen, incluso dentro de la clase dominante, creciendo a lo largo de la guerra. A principios de 1916, Guchkov discutió con altos oficiales del ejército y miembros del Comité de Industrias de Guerra Central sobre un posible golpe de estado para forzar la abdicación del zar. En diciembre, un pequeño grupo de nobles asesinó a Rasputín, y en enero de 1917 el príncipe Lvov le preguntó indirectamente al primo del zar, el gran duque Nicolás, si estaría dispuesto a tomar el trono de su sobrino, el zar Nicolás II. Ninguno de estos incidentes fue en sí mismo la causa inmediata de la Revolución de Febrero, pero ayudan a explicar por qué la monarquía sobrevivió solo unos días después de su ruptura. [5]

Mientras tanto, los líderes socialistas revolucionarios en el exilio, muchos de ellos viviendo en Suiza, habían sido los sombríos espectadores del colapso de la solidaridad socialista internacional. Los socialdemócratas franceses y alemanes habían votado a favor de los esfuerzos bélicos de sus respectivos gobiernos. Georgi Plekhanov en París había adoptado una posición violentamente anti-alemana, mientras que Alexander Parvus apoyaba el esfuerzo bélico alemán como el mejor medio para asegurar una revolución en Rusia. Los mencheviques mantuvieron en gran medida que Rusia tenía derecho a defenderse de Alemania, aunque Julius Martov (un prominente menchevique), ahora a la izquierda de su grupo, exigió el fin de la guerra y un acuerdo sobre la base de la autodeterminación nacional. sin anexiones ni indemnizaciones. [5]

Fueron estas opiniones sobre Mártov las que predominaron en un manifiesto elaborado por León Trotsky (en ese momento menchevique) en una conferencia en Zimmerwald, a la que asistieron 35 líderes socialistas en septiembre de 1915. Inevitablemente Vladimir Lenin, apoyado por Zinoviev y Radek, se opuso fuertemente ellos. Sus actitudes se conocieron como la izquierda de Zimmerwald. Lenin rechazó tanto la defensa de Rusia como el grito de paz. Desde el otoño de 1914, había insistido en que "desde el punto de vista de la clase obrera y de las masas trabajadoras, el mal menor sería la derrota de la monarquía zarista", la guerra debe convertirse en una guerra civil de los soldados proletarios contra sus sus propios gobiernos, y si de esto surgiera una victoria proletaria en Rusia, entonces su deber sería librar una guerra revolucionaria por la liberación de las masas en toda Europa. [6]

Cambios económicos y sociales

Una teoría elemental de la propiedad, en la que creían muchos campesinos, era que la tierra debía pertenecer a quienes la trabajaban. Al mismo tiempo, la vida y la cultura campesinas cambiaban constantemente. El cambio fue facilitado por el movimiento físico de un número creciente de campesinos que emigraron hacia y desde entornos industriales y urbanos, pero también por la introducción de la cultura de la ciudad en la aldea a través de los bienes materiales, la prensa y el boca a boca. [nb 1]

Los trabajadores también tenían buenas razones para estar descontentos: viviendas superpobladas con condiciones sanitarias a menudo deplorables, largas jornadas de trabajo (en vísperas de la guerra, una jornada laboral de 10 horas seis días a la semana era el promedio y muchos trabajaban de 11 a 12 horas al día en 1916), riesgo constante de lesiones y muerte por malas condiciones sanitarias y de seguridad, disciplina dura (no solo reglas y multas, sino puños de capataces) y salarios inadecuados (empeorados después de 1914 por fuertes aumentos en el costo de la vida durante la guerra). Al mismo tiempo, la vida industrial urbana tuvo sus beneficios, aunque estos podrían ser tan peligrosos (en términos de estabilidad social y política) como las penurias. Hubo muchos estímulos para esperar más de la vida. La adquisición de nuevas habilidades les dio a muchos trabajadores un sentido de autoestima y confianza, aumentando las expectativas y los deseos. Al vivir en las ciudades, los trabajadores encontraron bienes materiales que nunca habían visto en las aldeas. Más importante aún, los trabajadores que vivían en las ciudades estuvieron expuestos a nuevas ideas sobre el orden social y político. [nb 2]

Las causas sociales de la Revolución Rusa pueden derivarse de siglos de opresión de las clases bajas por parte del régimen zarista y los fracasos de Nicolás en la Primera Guerra Mundial. Estado, y exigió licitación comunal de la tierra que trabajaban. El problema se agravó aún más por el fracaso de las reformas agrarias de Sergei Witte de principios del siglo XX. Se produjeron crecientes disturbios campesinos y, a veces, revueltas reales, con el objetivo de asegurar la propiedad de la tierra que trabajaban. Rusia estaba formada principalmente por campesinos pobres y una desigualdad sustancial en la propiedad de la tierra, con un 1,5% de la población que poseía el 25% de la tierra. [7]

La rápida industrialización de Rusia también resultó en hacinamiento urbano y malas condiciones para los trabajadores industriales urbanos (como se mencionó anteriormente). Entre 1890 y 1910, la población de la capital, San Petersburgo, aumentó de 1.033.600 a 1.905.600, y Moscú experimentó un crecimiento similar. Esto creó un nuevo "proletariado" que, debido al hacinamiento en las ciudades, tenía muchas más probabilidades de protestar y hacer huelga que el campesinado en épocas anteriores. En una encuesta de 1904, se encontró que un promedio de 16 personas compartían cada apartamento en San Petersburgo, con seis personas por habitación. Tampoco había agua corriente y las pilas de desechos humanos eran una amenaza para la salud de los trabajadores. Las malas condiciones solo agravaron la situación, y el número de huelgas e incidentes de desorden público aumentó rápidamente en los años previos a la Primera Guerra Mundial. Debido a la industrialización tardía, los trabajadores de Rusia estaban muy concentrados. En 1914, el 40% de los trabajadores rusos estaban empleados en fábricas de más de 1000 trabajadores (32% en 1901). El 42% trabajaba en empresas de 100 a 1000 trabajadores, el 18% en empresas de 1 a 100 trabajadores (en los EE. UU., 1914, las cifras eran 18, 47 y 35 respectivamente). [8]

Años Huelgas anuales medias [9]
1862–69 6
1870–84 20
1885–94 33
1895–1905 176

La Primera Guerra Mundial se sumó al caos. El servicio militar obligatorio en toda Rusia resultó en el envío de ciudadanos reacios a la guerra. La gran demanda de producción industrial de suministros de guerra y trabajadores dio lugar a muchos más disturbios y huelgas laborales. El servicio militar obligatorio despojó a los trabajadores calificados de las ciudades, que tuvieron que ser reemplazados por campesinos no calificados. Cuando la hambruna comenzó a golpear debido al pobre sistema ferroviario, los trabajadores abandonaron las ciudades en masa en busca de comida. Finalmente, los propios soldados, que sufrían de falta de equipamiento y protección de los elementos, comenzaron a volverse contra el zar. Esto se debió principalmente a que, a medida que avanzaba la guerra, muchos de los oficiales que eran leales al zar fueron asesinados, siendo reemplazados por reclutas descontentos de las principales ciudades que tenían poca lealtad al zar.

Problemas politicos

Muchos sectores del país tenían motivos para estar insatisfechos con la autocracia existente. Nicolás II fue un gobernante profundamente conservador y mantuvo un estricto sistema autoritario. Se esperaba que los individuos y la sociedad en general mostraran autocontrol, devoción a la comunidad, deferencia a la jerarquía social y sentido del deber hacia el país. La fe religiosa ayudó a unir todos estos principios como una fuente de consuelo y seguridad frente a condiciones difíciles y como un medio de autoridad política ejercida a través del clero. Quizás más que cualquier otro monarca moderno, Nicolás II unió su destino y el futuro de su dinastía a la noción del gobernante como un padre santo e infalible para su pueblo. [nb 3]

Esta visión de la monarquía Romanov lo dejó inconsciente del estado de su país. Con la firme creencia de que su poder para gobernar fue otorgado por el Derecho Divino, Nicolás asumió que el pueblo ruso le era devoto con una lealtad incondicional. Esta férrea creencia hizo que Nicolás no quisiera permitir las reformas progresistas que podrían haber aliviado el sufrimiento del pueblo ruso. Incluso después de que la Revolución de 1905 incitó al zar a decretar derechos civiles limitados y representación democrática, trabajó para limitar incluso estas libertades con el fin de preservar la autoridad última de la corona. [nb 3]

A pesar de la constante opresión, el deseo de la gente por la participación democrática en las decisiones gubernamentales era fuerte. Desde el Siglo de las Luces, los intelectuales rusos habían promovido los ideales de la Ilustración, como la dignidad del individuo y la rectitud de la representación democrática. Estos ideales fueron defendidos de manera más ruidosa por los liberales de Rusia, aunque los populistas, marxistas y anarquistas también afirmaron apoyar las reformas democráticas. Un creciente movimiento de oposición había comenzado a desafiar abiertamente a la monarquía Romanov mucho antes de la agitación de la Primera Guerra Mundial.

El descontento con la autocracia rusa culminó en la gran conmoción nacional que siguió a la masacre del Domingo Sangriento de enero de 1905, en la que las tropas del zar dispararon contra cientos de manifestantes desarmados. Los trabajadores respondieron a la masacre con una huelga general paralizante, lo que obligó a Nicolás a presentar el Manifiesto de Octubre, que estableció un parlamento elegido democráticamente (la Duma del Estado). Aunque el zar aceptó las Leyes Fundamentales del Estado de 1906 un año después, posteriormente desestimó a las dos primeras Dumas cuando demostraron no cooperar. Las esperanzas de democracia incumplidas alimentaron ideas revolucionarias y estallidos violentos dirigidos a la monarquía.

Una de las principales razones del zar para arriesgarse a la guerra en 1914 fue su deseo de restaurar el prestigio que Rusia había perdido en medio de las debacles de la guerra ruso-japonesa (1904-1905). Nicolás también buscó fomentar un mayor sentido de unidad nacional con una guerra contra un enemigo común y antiguo. El Imperio Ruso era una aglomeración de diversas etnias que habían mostrado importantes signos de desunión en los años previos a la Primera Guerra Mundial. Nicholas creía en parte que el peligro y la tribulación compartidos de una guerra extranjera mitigarían el malestar social por los problemas persistentes de pobreza, desigualdad y condiciones de trabajo inhumanas. En lugar de restaurar la posición política y militar de Rusia, la Primera Guerra Mundial condujo a la masacre de las tropas rusas y derrotas militares que socavaron tanto a la monarquía como a la sociedad rusa hasta el punto del colapso.

Primera Guerra Mundial

El estallido de la guerra en agosto de 1914 sirvió inicialmente para acallar las protestas sociales y políticas predominantes, centrando las hostilidades contra un enemigo externo común, pero esta unidad patriótica no duró mucho. A medida que la guerra se prolongó de manera inconclusa, el cansancio de la guerra fue pasando factura. Aunque muchos rusos comunes se unieron a las manifestaciones anti-alemanas en las primeras semanas de la guerra, la hostilidad hacia el Kaiser y el deseo de defender su tierra y sus vidas no se tradujeron necesariamente en entusiasmo por el Zar o el gobierno. [10] [11] [12]

La primera gran batalla de la guerra de Rusia fue un desastre en la Batalla de Tannenberg de 1914, más de 30.000 soldados rusos murieron o resultaron heridos y 90.000 fueron capturados, mientras que Alemania sufrió solo 12.000 bajas. Sin embargo, las fuerzas austro-húngaras aliadas con Alemania fueron expulsadas a las profundidades de la región de Galicia a finales de año. En el otoño de 1915, Nicolás había tomado el mando directo del ejército, supervisando personalmente el principal escenario de guerra de Rusia y dejando a su ambiciosa pero incapaz esposa Alexandra a cargo del gobierno. Comenzaron a surgir informes de corrupción e incompetencia en el gobierno imperial, y la creciente influencia de Grigori Rasputin en la familia imperial fue muy resentida.

En 1915, las cosas dieron un giro crítico para peor cuando Alemania cambió su foco de ataque al Frente Oriental. El ejército alemán superior, mejor dirigido, mejor entrenado y mejor provisto, fue bastante efectivo contra las fuerzas rusas mal equipadas, expulsando a los rusos de Galicia, así como a la Polonia rusa durante la campaña ofensiva de Gorlice-Tarnów. A finales de octubre de 1916, Rusia había perdido entre 1.600.000 y 1.800.000 soldados, con 2.000.000 de prisioneros de guerra adicionales y 1.000.000 desaparecidos, todos formando un total de casi 5.000.000 de hombres.

Estas asombrosas pérdidas jugaron un papel definitivo en los motines y revueltas que comenzaron a ocurrir. En 1916, comenzaron a circular informes de confraternización con el enemigo. Los soldados pasaban hambre, carecían de zapatos, municiones e incluso armas. El descontento desenfrenado bajó la moral, que se vio aún más minada por una serie de derrotas militares.

Las tasas de víctimas fueron el signo más vívido de este desastre. A fines de 1914, solo cinco meses después de la guerra, alrededor de 390,000 hombres rusos habían perdido la vida y casi 1,000,000 resultaron heridos. Mucho antes de lo esperado, se llamó al servicio activo a reclutas con una formación inadecuada, un proceso que se repitió a lo largo de la guerra a medida que seguían aumentando las asombrosas pérdidas. La clase de oficiales también vio cambios notables, especialmente dentro de los escalones inferiores, que rápidamente se llenaron de soldados que ascendían de rango. Estos hombres, generalmente de origen campesino o de clase trabajadora, iban a desempeñar un papel importante en la politización de las tropas en 1917.

El ejército rápidamente se quedó sin rifles y municiones (así como uniformes y comida), y para mediados de 1915, se enviaba hombres al frente sin armas. Se esperaba que pudieran equiparse con las armas recuperadas de los soldados caídos, de ambos bandos, en los campos de batalla. Los soldados no se sentían valiosos, más bien se sentían prescindibles.

En la primavera de 1915, el ejército estaba en retirada constante, lo que no siempre era una deserción ordenada, el saqueo y la huida caótica no eran infrecuentes. En 1916, sin embargo, la situación había mejorado en muchos aspectos. Las tropas rusas dejaron de retirarse, e incluso hubo algunos éxitos modestos en las ofensivas que se organizaron ese año, aunque con una gran pérdida de vidas. Además, el problema de la escasez se resolvió en gran medida mediante un gran esfuerzo por aumentar la producción nacional. Sin embargo, a fines de 1916, la moral entre los soldados era aún peor de lo que había sido durante la gran retirada de 1915. La suerte de la guerra pudo haber mejorado, pero el hecho de la guerra permaneció que continuamente se cobró vidas rusas. La crisis de la moral (como argumentó Allan Wildman, un destacado historiador del ejército ruso en la guerra y la revolución) "se arraigó fundamentalmente en el sentimiento de absoluta desesperación de que la matanza alguna vez terminaría y que cualquier cosa que se pareciera a la victoria podría lograrse". [13]

La guerra no solo devastó a los soldados. A fines de 1915, había múltiples indicios de que la economía se estaba derrumbando debido a la mayor tensión de la demanda en tiempos de guerra. Los principales problemas fueron la escasez de alimentos y el aumento de los precios. La inflación arrastró los ingresos a un ritmo alarmantemente rápido y la escasez dificultó que una persona se mantuviera a sí misma. Esta escasez fue un problema especialmente en la capital, San Petersburgo, donde la distancia de los suministros y las deficientes redes de transporte empeoraron las cosas. Las tiendas cerraron temprano o por completo por falta de pan, azúcar, carne y otras provisiones, y las filas se alargaron masivamente por lo que quedaba. Las condiciones se volvieron cada vez más difíciles para comprar alimentos y obtenerlos físicamente.

Las huelgas aumentaron constantemente desde mediados de 1915, al igual que el crimen, pero, en su mayor parte, la gente sufrió y soportó, recorriendo la ciudad en busca de comida. Según los informes, las mujeres de la clase trabajadora en San Petersburgo pasaban unas cuarenta horas a la semana en filas de comida, mendigando, recurriendo a la prostitución o al crimen, derribando cercas de madera para calentar las estufas y seguían resentidas con los ricos.

A los funcionarios gubernamentales responsables del orden público les preocupaba cuánto duraría la paciencia de las personas. Un informe de la sección de San Petersburgo de la policía de seguridad, la Okhrana, en octubre de 1916, advirtió sin rodeos sobre "la posibilidad en un futuro próximo de disturbios por parte de las clases bajas del imperio enfurecidas por las cargas de la existencia diaria". [14]

Se culpó al zar Nicolás de todas estas crisis, y el poco apoyo que le quedaba comenzó a desmoronarse. A medida que aumentaba el descontento, la Duma estatal emitió una advertencia a Nicolás en noviembre de 1916, declarando que, inevitablemente, un terrible desastre se apoderaría del país a menos que se estableciera una forma constitucional de gobierno. Nicolás ignoró estas advertencias y el régimen zarista de Rusia colapsó unos meses después durante la Revolución de febrero de 1917. Un año después, el zar y toda su familia fueron ejecutados.


Revolución rusa de 1917

La Revolución Rusa de 1917 no fue, como muchos suponen, un evento bien organizado en el que el zar Nicolás II fue derrocado y Lenin y los bolcheviques tomaron el poder. Fue una serie de eventos que tuvieron lugar durante 1917, que implicaron dos revoluciones separadas en febrero y octubre (con una gran cantidad de disputas políticas entremedias), y que finalmente sumieron al país en la Guerra Civil antes de conducir a la fundación del Estado Comunista. .

Creciente malestar

El primer evento importante de la Revolución Rusa fue la Revolución de Febrero, que fue un asunto caótico y la culminación de más de un siglo de disturbios civiles y militares. Las causas de este malestar de la gente común hacia el zar y los terratenientes aristocráticos son demasiadas y complicadas para resumirlas claramente, pero los factores clave a considerar fueron el resentimiento continuo por el trato cruel de los campesinos por parte de los patricios, las malas condiciones de trabajo experimentadas por los trabajadores de la ciudad en el país. economía industrial incipiente y un creciente sentido de conciencia política y social de las clases bajas en general (las ideas democráticas llegaban a Rusia desde Occidente y eran promocionadas por activistas políticos). La insatisfacción del grupo proletario se vio agravada por la escasez de alimentos y los fracasos militares. En 1905 Rusia experimentó pérdidas humillantes en la guerra ruso-japonesa y, durante una manifestación contra la guerra en el mismo año, las tropas zaristas dispararon contra una multitud desarmada, dividiendo aún más a Nicolás II de su pueblo. Siguieron huelgas generalizadas, disturbios y el famoso motín en el acorazado Potemkin.

Tal era el clima en 1905, de hecho, el zar Nicolás consideró oportuno, en contra de su voluntad, ceder al pueblo sus deseos. En su Manifiesto de octubre, Nicolás creó la primera constitución de Rusia y la Duma del Estado, un organismo parlamentario electo. Sin embargo, la creencia de Nicolás en su derecho divino de gobernar Rusia significó que pasó gran parte de los años siguientes luchando para socavar o despojar a la Duma de sus poderes y retener tanta autocracia como fuera posible. (¡Los historiadores modernos podrían notar que los gobernantes rusos no han avanzado mucho en los últimos cien años!).

Cuando el archiduque Franz Ferdinand fue asesinado por activistas políticos en Serbia en 1914, el imperio austrohúngaro declaró la guerra a sus vecinos. Serbia se dirigió a Rusia en busca de ayuda. El zar Nicolás II vio la oportunidad de impulsar a su pueblo contra un enemigo común y expiar las humillaciones sufridas en la guerra ruso-japonesa. Sin embargo, no funcionó del todo.

Primera Guerra Mundial

En muchos sentidos, la desastrosa participación de Rusia en la Primera Guerra Mundial fue el golpe final al gobierno zarista. En el primer enfrentamiento con los alemanes (que se habían puesto del lado del Imperio Austro-Húngaro), la Batalla de Tannenberg, el ejército ruso fue ampliamente derrotado y sufrió 120.000 bajas frente a las 20.000 de Alemania. Una serie continua de pérdidas y reveses hizo que Nicolás abandonara San Petersburgo en el otoño de 1915 para tomar el control personal del ejército. En ese momento Rusia estaba enviando reclutas y tropas sin entrenamiento al frente, con poco o ningún equipo y luchando en una retirada casi continua. En 1916, la moral alcanzó su punto más bajo cuando la presión de librar la guerra cayó con más fuerza sobre las familias prolaterianas, cuyos hijos estaban siendo masacrados en el frente y que sufrían una grave escasez de alimentos y combustible en sus hogares. El zar y el régimen imperial asumieron la culpa cuando los disturbios civiles se calentaron hasta el punto de ebullición.

La revolución de febrero (1917)

El 23 de febrero de 1917, el Festival del Día Internacional de la Mujer en San Petersburgo se convirtió en una manifestación en toda la ciudad, mientras las trabajadoras exasperadas abandonaban las fábricas para protestar contra la escasez de alimentos. Los hombres pronto se unieron a ellos, y al día siguiente, alentados por activistas políticos y sociales, la multitud había aumentado y prácticamente todas las industrias, tiendas y empresas habían dejado de funcionar cuando casi toda la población se declaró en huelga.

Nicolás ordenó a la policía y al ejército que intervinieran, sin embargo, los militares ya no eran leales al zar y muchos se amotinaron o se unieron al pueblo en manifestaciones. Estallaron peleas y toda la ciudad se convirtió en un caos. El 28 de octubre más de 80.000 soldados se amotinaron del ejército y los saqueos y disturbios se generalizaron.

Ante esta situación insostenible, el zar Nicolás abdicó de su trono, entregando el poder a su hermano Miguel. Sin embargo, Michael no aceptaría el liderazgo a menos que fuera elegido por la Duma. Renunció al día siguiente, dejando a Rusia sin jefe de estado.

El gobierno provisional

Después de la abdicación de los Romanov, rápidamente se formó un Gobierno Provisional por los principales miembros de la Duma y fue reconocido internacionalmente como el gobierno legal de Rusia. Iba a gobernar Rusia hasta que se pudieran celebrar elecciones. Sin embargo, su poder no era absoluto ni estable. La organización soviética de Petrogrado más radical era un sindicato de trabajadores y soldados que ejercía una enorme influencia. Favoreció el socialismo a gran escala sobre las reformas democráticas más moderadas, generalmente favorecidas por miembros del Gobierno Provisional.

Después de siglos de dominio imperial, Rusia estaba consumida por el fervor político, pero las muchas facciones diferentes, todas promocionando ideas diferentes, significaban que la estabilidad política aún estaba muy lejos directamente después de la Revolución de febrero.

Lenin regresa a Rusia

Una persona ansiosa por aprovechar el caótico estado de cosas en San Petersburgo fue Vladimir Ilich Ulyanov, también conocido como Lenin. Lenin había pasado la mayor parte del siglo XX viajando, trabajando y haciendo campaña en Europa, en parte por temor a su propia seguridad, como se le conocía como socialista y enemigo del régimen zarista. Sin embargo, con el zar arrestado y la política rusa sumida en el caos, Lenin vio la oportunidad de llevar a su partido, los bolcheviques, al poder. Desde su casa en Suiza negoció un regreso a Rusia con la ayuda de las autoridades alemanas. (Como defensores de la retirada de Rusia de la Gran Guerra, los alemanes estaban dispuestos a facilitar el regreso de Lenin a través de un 'tren sellado').

El regreso de Lenin en abril de 1917 fue recibido por la población rusa, así como por muchas figuras políticas destacadas, con gran entusiasmo y aplausos. Sin embargo, lejos de unir a los partidos rebeldes, inmediatamente condenó las políticas e ideologías tanto del Gobierno Provisional como del Soviet de Petrogrado. En sus Tesis de abril, publicadas en el periódico bolchevique Pravda, abogó por la no cooperación con los liberales (es decir, los comunistas de línea dura) y el fin inmediato de la guerra.

Al principio, su postura intransigente sirvió para aislar a Lenin y los bolcheviques, sin embargo, con lemas poderosos como "Paz, tierra y pan", Lenin comenzó a ganarse el corazón del pueblo ruso, que cada vez era más incapaz de soportar la guerra y la pobreza.

Verano de 1917

Durante el verano de 1917, Lenin hizo varios intentos de invocar otra revolución como la que había tenido lugar en febrero, con el objetivo de derrocar al Gobierno Provisional. Cuando el Regimiento de Ametralladoras se negó a salir de Petrogrado (como se conocía entonces a San Petersburgo) hacia la línea del frente, Lenin trató de maniobrarlos para hacer un golpe de Estado. Sin embargo, Kerensky, posiblemente la figura más importante de la época, miembro tanto del Gobierno Provisional como del Soviet de Petrogrado, frustró hábilmente el golpe. Las tropas experimentadas llegaron a la ciudad para sofocar a los disidentes y los bolcheviques fueron acusados ​​de estar en connivencia con los alemanes. Muchos fueron arrestados mientras Lenin escapaba a Finlandia.

A pesar de este desastre de relaciones públicas, Lenin siguió conspirando y tramando. Mientras tanto, Kerensky sufrió sus propios reveses políticos e incluso tuvo que apelar a los bolcheviques en busca de ayuda militar cuando temió que su ministro de Guerra, Kornilov, aspirara a una dictadura militar. Para el otoño, los bolcheviques estaban ascendiendo, obteniendo la mayoría de votos dentro de los soviets de Petrogrado y Moscú. León Trotsky fue elegido presidente del primero.

La Revolución de Octubre

(Nota: según el calendario juliano utilizado en Rusia en ese momento, la revolución tomó parte en noviembre de 1917 y, por lo tanto, a menudo se la conoce como la revolución de noviembre)

Con la política rusa todavía en un estado de cambio constante, Lenin se dio cuenta de que ahora era el momento de capitalizar la popularidad de su partido. Planeó un golpe de estado que derrocaría al cada vez más ineficaz Gobierno Provisional y lo reemplazaría con los bolcheviques. El 10 de octubre celebró una famosa reunión con doce líderes del partido y trató de persuadirlos de que se requería una revolución. A pesar de recibir el respaldo de solo 10 de ellos, la conspiración siguió adelante.

El 24 de octubre fue la fecha acordada, y ese día las tropas leales a los bolcheviques tomaron posiciones cruciales en la ciudad, como las principales oficinas de teléfonos y telégrafos, bancos, estaciones de ferrocarril, oficinas de correos y grandes puentes. Los guardias comisionados por el Gobierno Provisional, que se habían enterado del complot, huyeron o se rindieron sin luchar. Para el 25 de octubre, todos los edificios clave de San Petersburgo estaban bajo control bolchevique, excepto el Palacio de Invierno, donde Kerensky y los demás ministros se refugiaron con una pequeña guardia.

At 0900 of that day Kerensky fled the Palace by car, never to return to Russia. On the 26th the Palace was taken with barely a shot fired, and Lenin's October Revolution had been achieved with the bare minimum of drama or bloodshed.

Aftermath and Consequences

Despite being allowed to seize power so easily Lenin soon discovered that his support was far from absolute. His Peace Policy with the Germans was particularly unpopular as it ceded large amounts of Russian territory. Shortly after the October Revolution, the Russian Civil War broke out between the 'Reds' (Communists) and the 'Whites' (Nationalists, Conservatives, Imperialists and other anti-Bolshevik groups). After a bloody four year struggle Lenin and the Reds won, establishing the Soviet Union in 1922, at an estimated cost of 15 million lives and billions of roubles. In 1923 Lenin died and Stalin took over the Communist Party, which continued to rule Russia until 1991 when the USSR was dissolved.


Russia, October 1917 - History

Was the Bolshevik seizure of power in October 1917 inevitable?

1 The Bolshevik Party and its programme became the focus for all opposition to the Provisional Government and support for them grew rapidly during the summer.

2 The frustration of soldiers and workers exploded in the July Days, partly engineered by middle-ranking Bolsheviks. But the Bolshevik leadership was not ready to take power and the uprising fizzled out.

3 The Bolsheviks were not the tightly disciplined, unified body that some have supposed, although its organisation was better than that of other parties.

4 Kerensky tried to use Kornilov to gain control of Petrograd but Kornilov had his own agenda.

5 The Kornilov affair was disastrous for right-wing forces and the Provisional Government but gave the Bolsheviks a boost.

6 Lenin urged his party leadership to stage an immediate uprising but, initially, they were reluctant.

7 Trotsky persuaded Lenin to put off the uprising until the All-Russian Congress of Soviets so that the Bolsheviks could claim to have taken power in the name of the soviets.

8 Kerensky’s inept attempts to ward off the Bolshevik coup played into their hands.

9 During 24–26 October, the Bolshevik take-over was carried out successfully

10 Large numbers of ordinary people supported the idea of the soviets taking power, but not the idea of the Bolsheviks taking power in a one-party state.

Key dates and events in 1917:

marcha
2 Provisional government formed (Tsar abdicates)

junio
16 June offensive

July
3-4 July days

agosto
26-30 Kornilov affair

octubre
25-26 Bolshevik seizure of power

Analysing the factors that caused the October Revolution and which explain how Lenin was able to seize power

1) NOTE: for LONG and MID-TERM causes - Social, Political, Economic - see causes of February Revolution, as these issues which caused the abdication of the Tsar are still present in October 1917 and form the foundation for the ongoing crisis in Russia which Lenin and the Bolsheviks are able to exploit.

Social + political problems

  • Middle classes: Small number but growing number of merchants, bankers and industrialists as the industry developed. The intelligentsia sought more participation in politics!
  • Land and agriculture: Methods were inefficient and backwards- still used wooden ploughs and very few animals and tools. Not enough land to go around, vast expansion of peasant population in the later half of the 19th century led to overcrowding and competition for land. Peasants wanted social change!
  • Urban workers and industry: Around 58% were literate, twice the national average which meant that they could articulate their grievances and were receptive to revolutionary ideas. Wages were generally low and high number of deaths from accidents and work related health issues. The industry production was very low in the start of the 19th century but increased fast and by 1914, Russia was the fourth largest producer of iron, steel and coal. Instability in cities and the misery of the workers led to social + political instability in the towns.

Inflación: From 1914-1917 inflation increased by 400 percent

Crisis in cities : Overcrowded + poor housing + poor living and working conditions (created by economic problems in Russia) led to social tension in Cities

2) Continued impact of WW1 (social and economic problems):

The war caused acute distress in the cities, especially Petrograd and Moscow. The war meant that food, goods and raw materials were in short supply and hundreds of factories closed and thousands of workers put out of work. Led to inflation and lack of fuel meant that most were cold as well as hungry- urban workers became were hostile towards the PG. In the countryside, peasants became increasingly angry about the conscription of all young men who seldom returned from the Front.

3) Weaknesses and failures of the Provisional Government (political problems, interrelated with social and economic problems):

Political problems, interrelated with social and economic problems

The political failures of the government undermined their power and authority, which created the circumstances for Lenin's RTP:

1) Nature of PG helped Lenin to power. PG was not elected by the people, it saw itself as a temporary body, which could not make any binding long-term decisions for Russia.

2) Divisions in PG helped Lenin to power. In PG there were divisions between socialists + liberals who often blocked each others decisions. This internal weakness of the PG crippled their ability to enforce control over the country.

3) Nature of PG helped Lenin to power. The PG had only power over government affairs, real power lay in the hands of the soviets (worker's unions). Soviets had all the practical power in petrograd such as the control over factories and railways.

4) Government passes legislation that allowed freedom of speech, press as well as the dismantling of the secret police. Now political parties could mobilize publically and attract members more easily. The opposition to the PG got it a lot easier to rebel, and the PG had dismantled the secret police, so they couldnt stop the uprisings.

The four above factors made Lenin's RTP possible, as they made the PG a weak political body, which could not resist any oppostion.

The PG also committed several blunders during the months leading up to the october revolution, which benefitted the Bolsheviks directly.

June offensive:
In June PG launched an all out offensive on Germany to put the country in a better position in the war (WW1). The offensive (called June offensive) ended in disaster and PG was deeply discredited. As a result, the Bolsheviks and other political parties got increased support.

July days:
In July a spontaneous uprising occured, which consisted of 500 000 soldiers, workers and sailors rebelled in Kronstadt. They later marched to petrograd to demand overthrow of PG. However, the rebellion was dismantled as PG still retained control of some loyal Russian troops. Even though this affair hurt the reputation of the PG, it also damaged the Bolshevik reputation as the PG blamed them for the whole incident.
Fitzpatrick argues that "the whole affair damged Bolshevik morale and Lenin's credibility as a revolutionary leader"

Kornilov affair:
In August 1917, general Kornilov took his army and marched to Petrograd to overthrow PG. He was discontent with the way PG handled politics and WW1. Alexander Kerensky, leader of PG, panicked and since he was unable to put up an adequate defence by using loyal forces, he armed the Bolsheviks so they could help him. However, Kornilov's army did not reach Petrograd as some of his soldiers mutinied and railway workers sabotaged the railways. Now the PG reputation was shattered and the government started to disintergrate. Meanwhile, the Bolsheviks got more support because they were percieved as the defenders of Petrograd, and they were also armed now compared to other political parties.

4) Ideological appeal of Lenin and Bolshevism, and role of Lenin (appeal of radical alternative, charismatic and dynamic leader, taking advantage of crisis situation in Russia in 1917 with all the problems listed above)
Lenin's political ideas attracted widespread support among the Russian people. On 16th of April 1917, Lenin held a speech called the April Theses. The sppech called for a 1)World wide socialist revolution 2) Land reform to peasants 3) immediate end to WW1 3) immediate end to cooperation with PG 4) Urged Soviets to take power.

The ideas in the speech were made into simple but effective and radical slogans such as "all power to the soviets" or "bread, peace and Land". These slogans attracted a lot of support for the Bolsheviks, as they appealed to the workers. They provided the workers with a radical solution to the problems in Russia.

The speech also made the Bolshevik party unique, since their standpoint about the war issue was unique. No other political party wanted an immediate end to the war. The uniqueness of the Bolshevik party attracted them a lot of support among the workers.

In the April Theses Lenin also revised Karl Marx ideas, which claimed that Russia was not ready for a revolution. Lenin however proclaimed that Russia was in fact ready, and revolution had to happen now because the PG was so weak at this point in time! Lenin succeeded to persuade the party, and in the end of April the revolution was being planned. Without Lenin and his speech, the Bolshevik revolution would never have taken place.

Lenin's leadership also inspired the masses to join the party + revolution. Lenin held many speeches during 1917, and his rhetorical skills attracted enormous amounts of public support. Lenin was also a practical leader and could adapt his policies to the wants and needs of the workers. Thus he gained even more support.

5) Role of Trotsky in executing the revolution (ruthlessly efficient organiser)
Trotsky was elected Chairman of Petrograd Soviets in 1917, which gave him immense practical power over the city (control of bridges, railways etc.), which was a valuable assest to Bolsheviks. Trotsky also used his position as Chairman to claim that the Bolsheviks were seizing power in the name of the Soviets, and hence workers accepted that Bolsheviks conducted the revolution. It was not until Lenin closed down the new parliament that workers realized that they had been fooled.

Trotsky also played a key role in setting up and organizing the red army, as well as the actual take over of power. Trosky also persuaded Lenin to wait until october to conduct the revolution, when Bolsheviks had firmly established their power in the Soviets.

Trotsky was as also an excellent orator and helped to inspire the masses.

Historiography of the October Revolution and Lenin's RTP - minority coup d'etat vs popular revolution?

Communist view Party's view of October revolution:
-Inevitable result of class struggle
-Lenin's leadership was vital
-Popular revolution, inspired + organized by Bolsheviks and in particular Lenin


Russian Revolution: The October Revolution

Revolutionary leader Leon Trotsky

Enlaces relacionados

In April, 1917, Lenin and other revolutionaries returned to Russia after having been permitted by the German government to cross Germany. The Germans hoped that the Bolsheviks would undermine the Russian war effort. Lenin galvanized the small and theretofore cautious Bolshevik party into action. The courses he advocated were simplified into the powerful slogans "end the war," "all land to the peasants," and "all power to the soviets."

The failure of the all-out military offensive in July increased discontent with the provisional government, and disorders and violence in Petrograd led to popular demands for the soviet to seize power. The Bolsheviks assumed direction of this movement, but the soviet still held back. The government then took strong measures against the Bolshevik press and leaders. Nevertheless, the position of the provisional government was precarious.

Prince Lvov resigned in July because of his opposition to Chernov's cautious attempts at land reform. He was replaced by Kerensky, who formed a coalition cabinet with a socialist majority. Army discipline deteriorated after the failure of the July offensive. The provisional government and the Menshevik and Socialist Revolutionary leaders in the soviet lost support from the impatient soldiers and workers, who turned to the Bolsheviks.

Although the Bolsheviks were a minority in the first all-Russian congress of soviets (June), they continued to gain influence. Conservative and even some moderate elements, who wished to limit the power of the soviets, rallied around General Kornilov, who attempted (September, N.S./August, O.S.) to seize Petrograd by force. At Kerensky's request, the Bolsheviks and other socialists came to the defense of the provisional government and the attempt was put down. From mid-September on the Bolsheviks had a majority in the Petrograd soviet, and Lenin urged the soviet to seize power.

On the night of Nov. 6 (Oct. 24, O.S.), the Bolsheviks staged an coup d'etat, engineered by Trotsky aided by the workers' Red Guard and the sailors of Kronstadt, they captured the government buildings and the Winter Palace in Petrograd. A second all-Russian congress of soviets met and approved the coup after the Mensheviks and Socialist Revolutionaries walked out of the meeting. A cabinet, known as the Council of People's Commissars, was set up with Lenin as chairman, Trotsky as foreign commissar, Rykov as interior commissar, and Stalin as commissar of nationalities. The second congress immediately called for cessation of hostilities, gave private and church lands to village soviets, and abolished private property.

Moscow was soon taken by force, and local groups of Bolshevik workers and soldiers gained control of most of the other cities of Russia. The remaining members of the provisional government were arrested (Kerensky had fled the country). Old marriage and divorce laws were discarded, the church was attacked, workers' control was introduced into the factories, the banks were nationalized, and a supreme economic council was formed to run the economy. The long-promised constituent assembly met in Jan., 1918, but its composition being predominantly non-Bolshevik. it was soon disbanded by Bolshevik troops. The Cheka (political police), directed by Dzerzhinsky, was set up to liquidate the opposition.

Negotiations with the Central powers, which had begun late in 1917, resulted in the Russian acceptance (March, 1918) of the humiliating Treaty of Brest-Litovsk (see Brest-Litovsk, Treaty of). Most of the lands ceded to Germany under the treaty were home to non-Russian nationalities. The ceded lands and Finland, Estonia, Latvia, Lithuania, Ukraine, Georgia, Armenia, and Azerbaijan had proclaimed their independence from Russia after the Bolshevik coup. Following Germany's defeat by the Allies and the withdrawal of German troops, the Bolsheviks regained some of the lost territory (Ukraine, Georgia, Armenia, and Azerbaijan) during the Russian civil war.

The Columbia Encyclopedia, Fifth Edition Copyright 1993, Columbia University Press. Licensed from Inso Corporation. Reservados todos los derechos.


Bolsheviks Seize Power

The Bolshevik seizure of power in Petrograd in October 1917 was celebrated for over seventy years by the Soviet government as a sacred act that laid the foundation for a new political order which would transform “backward” Russia (and after 1923 the Soviet Union) into an advanced socialist society. Officially known as the October Revolution (or simply “October”), it was regarded by the Bolsheviks’ enemies — and continued to be interpreted by many western historians — as a conspiratorial coup that deprived Russia of the opportunity to establish a democratic polity.

“The Bolsheviks, having obtained a majority in the Soviets of Workers’ and Soldiers’ Deputies in both capitals, can and must take state power into their own hands … The majority of the people are on our side.” Thus did Lenin, still in Finland as a fugitive from arrest on charges leveled in the aftermath of the July Days, cajole his party’s Central Committee in September. Lenin’s assessment of the shifting balance of forces was acute. So was his sense of urgency. The leftward swing in popular sentiment after the Kornilov Affair was strengthening the Bolsheviks, but also the more radical elements of the SR and Menshevik parties committed to the establishment of an all-socialist coalition government. While most Bolsheviks also favored such an arrangement and looked forward to the Second All-Russia Congress of Soviets as the vehicle for delivering it, Lenin was adamant that only an insurrection could deal a decisive blow to the Provisional Government and the threat of counter-revolution. On October 10, having returned to Petrograd, he obtained, by a vote of 10-2, a resolution of the Central Committee in favor of making an armed uprising the order of the day.

It was a measure of the Provisional Government’s over-confidence and isolation that even after the two Bolshevik dissenters, Grigorii Zinoviev and Lev Kamenev, went public with their dissent, it did not take any decisive measures. In the meantime, the Bolsheviks managed to fashion the Military Revolutionary Committee (MRC) of the Petrograd Soviet into a command center for carrying out the insurrection. Kerenskii’s ill-conceived decision to shut down the Bolsheviks’ printing press, an action that evoked the specter of counter-revolution, turned out to be the impetus for the uprising. On October 24, Red Guards and soldiers under the MRC’s command, began to occupy key points in the city. By the following day, the assembled delegates to the soviet congress were informed that the Bolsheviks had taken power in the name of the soviets, and that they should proceed to form a Workers’ and Peasants’ Government. Within minutes, the battleship Aurora was bombarding (with blank shells) the Winter Palace, where most of the Provisional Government’s ministers waited in anxious expectation, and the Palace was stormed by Red Guards. As the Menshevik and SR delegates stormed out of the soviet congress in protest, Trotsky, the congress’ president, told them to join “the rubbish heap of history.”

/>
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-ShareAlike 4.0 International License.


Brief chronology leading to Revolution of 1917

Dates are correct for the Julian calendar, which was used in Russia until 1918. It was twelve days behind the Gregorian calendar during the 19th century and thirteen days behind it during the 20th century.

    - Start of reign of Tsar Alexander II - Emancipation of the serfs -74 - The White Terror - Alexander II assassinated succeeded by Alexander III - First Russian Marxist group formed - Start of reign of Nicholas II - First Congress of Russian Social Democratic Labour Party (RSDLP) - Foundation of Socialist Revolutionary Party (SR) - Second Congress of Russian Social Democratic Labour Party. Beginning of split between Bolsheviks and Mensheviks. -5 - Russo-Japanese War - Russian Revolution of 1905.
    - First State Duma. Prime Minister - Petr Stolypin. Agrarian reforms begin - Second State Duma, February - June - Third State Duma, until 1912 - Stolypin assassinated - Fourth State Duma, until 1917. Bolshevik - Menshevik split final - Germany declares war on Russia - Serious defeats, Nicholas II declares himself Commander in Chief. Progressive Bloc formed. - Food and fuel shortages and high prices - Strikes and riots troops summoned to Petrograd

Expanded chronology of Revolution of 1917

Missing image
Soviet_Union,_Lenin_(55).jpg
Vladimir Lenin


Vladimir Lenin, leader of the October Bolshevik Revolution

February Revolution 26th -- 50 demonstrators killed in Znamenskaya Square 27th -- Troops refuse to fire on demonstrators, desertions. Prison, courts, and police stations attacked and looted by angry crowds. Okhranka buildings set on fire. Garrison joins revolutionaries. Petrograd Soviet formed.

1st -- Order No.1 of the Petrograd Soviet 2nd -- Nicholas II abdicates. Provisional Government formed under Prime Minister Prince Lvov

3rd -- Return of Lenin to Russia. He publishes his April Theses. 20th -- Miliukov's note published. Provisional Government falls.

5th -- New Provisional Government formed. Kerensky made minister of war and navy

3rd -- First All-Russian Congress of Soviets in Petrograd. Closed on 24th. 16th -- Kerensky orders offensive against Austro-Hungarian forces. Initial success.

2nd -- Russian offensive ends. Trotsky joins Bolsheviks. 4th -- Anti-government demonstrations in Petrograd 6th -- German and Austro-Hungarian counter-attack. Russians retreat in panic, sacking the town of Tarnopol. Arrest of Bolshevik leaders ordered. 7th -- Lvov resigns. Kerensky is new PM 22nd -- Trotsky and Lunacharskii arrested

26th -- Second coalition government ends 27th -- General Lavr Kornilov failed coup. Kornilov arrested and imprisoned.

1st -- Russia declared a republic 4th -- Trotsky and others freed. Trotsky becomes head of Petrograd Soviet of Workers' and Soldiers' Deputies. 25th -- Third coalition government formed

10th -- Bolshevik Central Committee meeting approves armed uprising 11th -- Congress of Soviets of the Northern Region, until 13th 20th -- First meeting of the Military Revolutionary Committee (Revolutionary Soviet Committee) of the Petrograd Soviet 25th -- October Revolution is launched as MRC directs armed workers and soldiers to capture key buildings in Petrograd. Winter Palace attacked at 9.40pm and captured at 2am. Kerensky flees Petrograd. Opening of the 2nd All-Russian Congress of Soviets. 26th -- Second Congress of Soviets: Mensheviks and right SR delegates walk out in protest against the previous day's events. Decree on Peace and Decree on Land. Soviet government declared - the Council of People's Commissars (Bolshevik dominated with Lenin as chairman).


Ver el vídeo: LA HISTORIA DE LA KGB Completo


Comentarios:

  1. Aldo

    Es ... una coincidencia tan casual

  2. Telen

    Frente al problema de elección (ya sea que estemos haciendo una gran compra o comprando una buena baratija), es importante que sepamos sobre las cualidades del producto. El asesoramiento experto, que se puede encontrar en cada artículo publicado en este sitio, lo ayudará a comprender toda la variedad de bienes o servicios.

  3. Dorian

    Bravo, acabas de visitar otra idea

  4. Faegan

    ¿Qué te gustaría decir exactamente?

  5. Kigagore

    Creo que estás cometiendo un error. Puedo defender mi posición. Envíeme un correo electrónico a PM.

  6. Fontane

    Tienes toda la razón. En él, algo es también para mí, parece que es una idea excelente. Completamente contigo, estaré de acuerdo.



Escribe un mensaje